• La Barranca y la eternidad


    Lo eterno es, para este reseñista, uno de los grandes discos del que desde hace mucho (y por mucho) es el mejor grupo mexicano de rock. 22 años de gran música no han sido en balde.

  • Memorias de un melómano sarnoso
    Danny Elfman, el séptimo Simpson


    Daniel Robert Elfman nació en la polvosa ciudad de Amarillo, Texas, el 29 de mayo de 1953, hijo de la novelista Blossom Bernstein y del profesor Milton Elfman. La familia se mudó muy pronto a Los Ángeles, California, donde Daniel creció al lado de su hermano mayor, Richard, quien se inclinaría por la realización cinematográfica.

  • El delicioso salvajismo de Snow Patrol


    Siete años tuvieron que pasar desde que Snow Patrol grabara Fallen Empires (Fiction, 2011), su obra discográfica anterior, y este prolongado periodo se debió a los problemas de Lightbody con la depresión, los que lo hicieron aislarse y le provocaron un fuerte bloqueo creativo.

  • La Layla de Derek & The Dominoes


    “Layla” está dedicada a Pattie Boyd, en ese entonces esposa del aún Beatle George Harrison, y de la cual Eric estaba secretamente enamorado; un amor que rendiría sus frutos, ya que se casaría con ella en 1979… para divorciarse diez años después.

  • Ry Cooder y el hijo pródigo


    Ry Cooder es un músico que hace lo que le gusta y no se sujeta a modas o tendencias. Originario de la ciudad de Los Ángeles, donde nació en 1947, a sus 71 años sigue activo y creativo, como lo demuestra su más reciente disco, The Prodigal Son.

  • 11 de Serrat cantadas por otros (y otras)


    Aunque para las nuevas generaciones quizás el nombre de Joan Manuel Serrat signifique poco, se trata de uno de los más grandes compositores en lengua española y lengua catalana. Gran poeta y gran hacedor de música, la obra del de Barcelona tendría que ser recuperada y revalorada por la generación millennial.

  • Iggy & the Stooges y su Raw Power


    En realidad, existió un proyecto mucho más auténtico y poderoso, mucho más subversivo y realmente incendiario. Me refiero a ese grupo sesentero de Ann Arbor, Michigan, que fue Iggy & The Stooges (Los Chiflados).