• Plagios


    Hasta donde sé, que es bien poco, en la llamada música académica no se han dado plagios en el sentido de robarse la música de otra persona y capitalizarla como propia. Naturalmente que plagiarse una sinfonía no ha de ser cualquier cosa. ¿Quién se atrevería a cometer semejante atropello?

  • La enseñanza de la música


    Se dice que la letra con sangre entra; de la música podría decirse que ni así. Su aprendizaje es cosa de toda la vida. Pero especialmente en épocas remotas, la enseñanza y el aprendizaje de la música significaban una tortura.

  • 80 años de Alfred Schnittke


    Si bien Alfred Schnittke nunca mencionó su temor a la superstición de la novena sinfonía, ésta también se convirtió en la última que compuso. La escribió en un estado de salud muy grave, usando la mano izquierda, ya que su lado derecho estaba paralizado después de tres infartos cerebrales. Por su promiscuidad, la transcripción de esta última partitura era ambigua y causó mucha controversia.

  • Diciembre y la música (II)


    Cualquier día de cualquier mes de cualquier año es bueno para escuchar música. Pero de pronto, por alguna extraña razón, diciembre parece un mes ideal, más apto que los demás, para prestarle oídos al arte de la música. Hay algo en el ambiente, en la atmósfera, que invita a la reflexión o, más que eso, a sumergirse en estanques de tristeza.

  • Diciembre y la música (I)


    Bach se sentía en deuda de Dios. Era un hombre de pensamiento diáfano. Sabía que la gratitud era piedra de toque para alcanzar estados de gracia. No perseguía nada más que ser grato a los ojos del Señor.

  • Ravel resuelto en aforismos


    Maurice Ravel coleccionaba juguetes. Nada insólito para un compositor que hacía del arte sonoro una juguetería musical. Vivía solo y los juguetes colmaban las habitaciones. Como si en ellos viera la ansiada compañía.

  • Higinio Ruvalcaba (1905-1976)


    En 1916, apareció en los diarios de Guadalajara un anuncio que decía: “Higinio Ruvalcaba. Joven de once años de edad, se ofrece a sus amistades y al público en general como violinista. Ejecuta solos de violín o con acompañamiento de piano. Propio para ceremonias, actos y audiciones en casas particulares”.

  • Evocación de Manuel López Ramos


    Tengo en las manos un disco fuera de serie. Se trata del primero de una colección dedicada al maestro guitarrista Manuel López Ramos. Por principio de cuentas, hay que puntualizar un aspecto de la personalidad de este músico nacido en Argentina, que radicó por años en la ciudad de México hasta que la muerte lo sorprendió y estoy hablando de su generosidad, que rubricó cada uno de sus actos, aun, y, sobre todo, el de hacer música; generosidad que desparramó, desde luego, en quienes tuvieron la fortuna de ser discípulos suyos.