AllMusic lo define así: “Proveniente del pasado, siempre en el presente, con la vista en el futuro, Joe Lovano es el sax tenor titán de nuestro tiempo”.

Habitante de una época en la cual las grandes y radicales innovaciones del jazz ya estaban hechas, perteneciente a una generación musicalmente menos revolucionaria que las anteriores, Lovano sin embargo ha sabido amalgamar la ortodoxia del jazz tradicional con las heterodoxias del free jazz y otras expresiones experimentales. Ese es su mayor mérito. 

lovano-1

Joseph Salvatore “Joe” Lovano nació en Cleveland, Ohio, el 29 de diciembre de 1952. Sus padres habían llegado a los Estados Unidos provenientes de Sicilia, Italia. Joe tuvo una gran influencia musical desde pequeño, ya que su padre, el saxofonista tenor Tony “Big T” Lovano, le enseñó muchos de los secretos no sólo del instrumento sino del negocio musical.

Comenzó a tocar el sax alto a los seis años y cambió a sax tenor a los once. Sus principales influencias en esa época fueron John Coltrane, Dizzy Gillespie y Sonny Stitt. Después de graduarse de la secundaria Euclid, en 1971, entró a la escuela de música de Berklee, donde estudió bajo el cuidado de Herb Pomeroy y Gary Burton.

En mayo de 1976, se mudó a Nueva York y en agosto se unió a la orquesta de Woody Herman. Ahí alternó con grandes exponentes del jazz, como Stan Getz y Zoot Sims. En 1979, después de separarse de la agrupación, comenzó a tocar regularmente en la Big Band de Mel Lewis, con la que trabajó a lo largo de los años ochenta, lo que se tradujo en numerosos viajes  internacionales y en algunas presentaciones en el legendario club Village Vanguard, al lado de solistas invitados de la talla de Zoot Sims y Dizzy Gillespie.

lovano-2

También por esa época, comenzó a trabajar en el cuarteto de John Scofield y en un trio con Paul Motian y Bill Frisell. Impregnado por la tradición de Ornette Coleman, las grabaciones de Motian muestran las habilidades vanguardistas de Joe Lovano. En 1995, a sugerencia  del musicólogo Gunther Schuller, el guitarrista Bill DeArango grabó el álbum Anything Went, al lado de Joe Lovano, y todo parecía muy prometedor. Sin embargo, en 1999 DeArango desarrolló demencia y tuvieron que recluirlo en un hospital, donde Lovano lo visitó el 26 de diciembre de 2005. Dos horas después que salió de ahí, DeArango murió.

Como líder, Joe ha creado varios grupos que han explorado la música que él ha escrito y grabado. Entre sus discos más recomendables se encuentran From the Soul (1991), Universal Language (1993), el magistral Rush Hour (1994), Quartets: Live at the Village Vanguard (1995), Celebrating Sinatra (1996, con su esposa, la cantante de jazz Judi Silvano), Viva Caruso(2002) y Cross Culture (2013), con su cuarteto U Five, el cual incluye como bajista ni más ni menos que a la gran Esperanza Spalding.